SucesosEl CSIC crea una pista de lectura en la Feria del Libro...

El CSIC crea una pista de lectura en la Feria del Libro de Madrid para fomentar la práctica de la lectura.

-

En un año de olimpiadas, la edición número 83 de la Feria del Libro de Madrid, que se celebra del 31 de mayo al 16 de junio en el parque de El Retiro, ha elegido como protagonista al deporte. Por eso, el Consejo Superior de Investigaciones Científicas (CSIC) ha instalado en las proximidades de su caseta, situada en el número 4 de la Plaza de la Ciencia y las Universidades, un Centro de Alto Rendimiento Lector (CAR Lector).

Con aspecto de pista deportiva y de acceso gratuito, esta instalación invita al público a ‘entrenar’ su capacidad lectora a través de diversos retos. En pruebas como ‘Las 200 palabras lisas’ o ‘Las 150 palabras obstáculos’, los visitantes podrán ejercitar su velocidad de lectura y poner a prueba su capacidad de comprensión de textos leyendo fragmentos de los últimos títulos publicados por Editorial CSIC. En este espacio también encontrarán una zona para pedalear mientras disfrutan de la lectura de otros libros publicados por el CSIC y una pantalla en forma de gigantesco libro con la que podrán estimular su motricidad ocular ‘persiguiendo’ puntos en movimiento. Como en todo evento deportivo, tampoco faltarán el podio para celebrar los éxitos alcanzados ni las gradas, que estarán provistas de más libros del CSIC para poder descansar del ejercicio físico sin dejar de leer. “Con esta actividad queremos que los visitantes experimenten de forma lúdica las conexiones entre la lectura, el deporte y la ciencia; y también acercar las propuestas editoriales del CSIC a un número cada vez más amplio de personas”, señala Pura Fernández, vicepresidenta adjunta de Cultura Científica y Ciencia Ciudadana del CSIC y directora de Editorial CSIC. “Todos los años publicamos más de cien nuevos títulos, muchos de los cuales tienen un enfoque divulgativo y se dirigen a lectores no necesariamente especializados; el Centro de Alto Rendimiento Lector es una forma de darnos a conocer ante el gran público”, añade.

El CAR Lector toma el testigo del cerebro inmersivo que el CSIC instaló en la pasada edición de la feria y en el que más de 16.000 personas se adentraron para conocer las aportaciones de Santiago Ramón y Cajal a las neurociencias.

Noticias relacionadas

Otras noticias