El Catálogo de Buenas Prácticas recoge diez iniciativas urbanas que han recibido en el año 2009 un impulso definitivo, y que constituyen "ejemplos" a seguir para la mejora de la ciudad y región de Madrid y la calidad de vida de sus habitantes.